Croquetas de verduras al horno

Croquetas de verduras

¿A quién no le gustan unas buenas croquetas? ¡¡A nosotras nos encantan!! De jamón, de verduras, de pollo, de pescado, de setas… hay tantas opciones y todas tan ricas!!

Pero ojo, estamos hablando de croquetas de las de verdad, de las que hace tu madre o tu abuela, no de esa trapallada que encuentras en la sección de congelados del súper. Por muy buenas y bonitas que parezcan en la foto, no te fíes. Recuerda buscar siempre la lista de ingredientes para comprobar qué llevan realmente.

Aunque en realidad, casi te diría que no pierdas mucho tiempo comparando ingredientes de distintas marcas de croquetas porque es bastante difícil encontrar unas decentes: el relleno básicamente es harina, refinada por supuesto, con muy poquita cantidad de ingrediente principal que además tampoco suele ser de la mejor calidad, junto con aceites refinados y una gran cantidad de sal.

Huye de esas trapalladas y prepara unas buenas croquetas caseras. A los peques suelen encantarles y pueden ser una opción perfecta para incluir verduras, pescado y otros alimentos en sus comidas. Además es una receta perfecta para preparar en cantidad, congelar y tener a mano para cualquier día de la semana.

Hoy traemos nuestra versión de croquetas riquísimas y saludables, una receta que triunfa allá donde va: croquetas de verduras.

¡No te olvides de guardarla!

Croquetas de verduras

Ingredientes aproximados para 4-8 croquetas (según tamaño):
– 200ml de líquido. Puedes usar leche entera, bebida vegetal sin azúcar o caldo de verduras, carne o pescado.
– 20g de harina de garbanzo.
– 1 cebolla mediana (ingrediente estrella).
– Nuez moscada al gusto.
– 1 pizca de sal.
– AOVE.
– Verduras al gusto.

Elaboración:
– Lo primero es preparar una buena bechamel. Poner un chorrito de AOVE en la sartén y añadir la cebolla finita. Pochar.
– Añadir las verduras picadas al gusto y cocinar hasta que ablanden.
– Añadir la harina de garbanzos. Remover para que se integre.
– Añadir el líquido (mejor caliente para ahorra tiempo) y remover para que no se pegue. Cocinar a fuego lento sin parar de remover y seguir añadiendo el liquido que hayamos escogido hasta obtener la textura deseada.
– Añadir una pizca de sal y nuez moscada. Dejar reposar la masa en la nevera.
– Rebozar con huevo y pan rallado.
– Cocinar al horno precalentado a 200-220ºC y hornear 15-20 minutos hasta dorar.

Estas son con verduras, pero también puedes hacerlas de pollo, pescado, setas… incluso de sobras que tengas de la semana.

Como ves, las croquetas son una receta muy versátil, ideal para planificar el menú y ahorrar tiempo en la cocina: vas a poder reaprovechar alimentos y también hacer cantidad y congelar para comer en otro momento. Te animamos a que las incluyas en la planificación de tu menú semanal.

¿Que no sabes qué es eso de la planificación? Pues estás tardando en unirte a nuestro Reto: APRENDE A PLANIFICAR TU MENÚ SALUDABLE EN 15 DÍAS. No te lo pierdas y aprende a planificar la alimentación de tu familia de forma sencilla y saludable!

Y recuerda que cada semana encontrarás en nuestro blog nuevas recetas saludables para toda la familia  y también ideas de desayunos y meriendas saludables, cenas fáciles y rápidas, además de pautas para facilitarte el inculcar una alimentación saludable para niños y niñas. Somos nutricionistas especializadas en alimentación infantil, nos gusta trabajar aportando soluciones reales, fáciles y sobre todo, divertidas. Si necesitas una nutricionista infantil que te brinde ayuda especializada no dudes en escribirnos.